viernes, 11 de septiembre de 2009

LA PEÑITA



Por: Prof. Edgar Monsalve


Escritor Venezolano, muchos de sus cuentos para niños han sido publicados en la Revista Tricolor.
Vive en Caracas.


En aquella época, después de las seis de la tarde comenzaban a trabajar los zancudos al; Zum, zum, zum. Esto inquietaba, a José aunque adoraba aquel lugar más que nada. José no se había acostumbrado; al: Croac, Croac, Croac de las ranas que cantaban en las charcas; qué se hacían donde nacía el caño de agua, muy cerca de la casita de bahareque, rodeada de árboles frutales y altos Javillos, en el que Anidaban: Golondrinas, Arrendajos, Carpinteros y Paraulatas. José calculaba la hora del concierto trinal, que conocía bien, pues su profesor de ciencias naturales le había enseñado a identificar el sonido de cada uno de estos pájaros. Le gustaba ver como llegaba, la Golondrina batiendo sus alas a gran velocidad: al. Run, Run, Run y se posaba en el nido. El Pi,Pi,Pi de los pichones alertaban al niño, de que pronto abandonarían el nido. Pensando en esto dirigía la mirada al árbol de Mango en el que pájaro Carpintero; iniciaba su:Teque,Teque,Teque. Luego se escuchaba en el cotoperí al arrendajo en su Gory,Gory,Gory; más allá en las enredaderas de las Parchitas, las Paraulatas, en su vuelo silencioso se organizaban en las ramas escogidas; una a una el: Zis,Zis,Zis de su llegada era un sedante; qué hacia bostezar al muchacho. A lo lejos el Gua,Gua,Guau de Sultán, le anunciaban que tenia que cerrar la ventana.






Se arrellanaba en su cama y así conciliaba el sueño entre el Gla,Gla,Gla del río, el Run,Run,Run, el Pi,Pi,Pi el Gory,Gory,Gory y el Cry,Cry,Cry de los Grillos




ESTE ES UN CUENTO ONOMATOPEYICO




Contacto con el autor en: davinatablante@gmail.com


1 comentario:

MÓNICA dijo...

Interesante y muy agradable narración,
y felicitaciones por el blog es muy agradable.
un beso